Me río yo del sexo débil
Puntúa este post:
Con José Antonio Ponseti

Con José Antonio Ponseti

Conozco a Pilar Tejera de la editorial Casiopea, www.edicionescasiopea.com, desde hace años. Pilar es historiadora, editora y sobre todo una entusiasta de la buena literatura de viajes. Cada vez que habla de sus libros los ojos se le iluminan, su tesón y no tener ni un minuto de descanso le permite andar siempre embarcada en mil proyectos. Es su manera de entender la vida. Bendita seas.

Pilar ahora está feliz y no es para menos, su editorial acaba de recibir dos prestigiosos galardones concedidos en Estados Unidos por el Latino Books Awards, uno en la categoría, Libro sobre historias de mujeres, con el libro Todos los caminos llevan África, y otro, por el libro resultante del VII Premio Internacional de relatos de mujeres viajeras en la categoría de mejor libro de viaje. Ahí es nada.

Y ahora mi recomendación de dos joyitas recientemente editadas por Casiopea. La primera, En auto a través de los continentes (1927-1929) de Clärenore Stinees que fue la primera mujer en dar la vuelta al mundo en automóvil. Esta increíble aventura comenzó en Berlín camino de Teherán, de allí a Moscú, luego atravesó Siberia y el desierto del Gobi para llegar a Pekín. Desde China en barco hasta Japón y Hawai, luego América Central y llegada a Buenos Aires. Luego Vancouver, Nueva York, barco hasta Francia y finalmente Paris-Berlín.  En total 25 meses de viaje, 23 países atravesados y casi 47.000 kilómetros recorridos, además esta historia tuvo final feliz, ya que el fotógrafo sueco que acompañó a Clärenore durante el viaje, le pidió matrimonio al acabar el mismo, ella acepto.

La siguiente recomendación es, De Argelia a Túnez en moto, otra increíble aventura, protagonizada por Lady Warren que recorrió en 1.921 esa región del norte de África en una moto con sidecar. El libro, publicado ahora por primera vez en español, narra con humor las aventuras vividas en ese viaje.

El libro termina: “La moto esta reparada, exactamente igual a como estaba antes de partir, y a la espera, en vano me temo, de que hagamos un nuevo viaje a algún otro país con ella….”. Lamentablemente de Lady Warren nunca más se tuvieron noticias.

Pilar, enhorabuena por los premios y muchas gracias por deleitarnos con historias tan interesantes y desconocidas. Como dice la canción: “No pares, sigue, sigue”.

Deja un comentario